Aviones estadounidenses ofrecidos para armarse con misiles de crucero


En los últimos años, la Armada y la Fuerza Aérea de los EE. UU. Han descartado cada vez más equipos obsoletos, y los transportistas de misiles de crucero no son una excepción. Recientemente, se retiraron 17 bombarderos B-1B y pronto se planea desmantelar 22 cruceros de misiles clase Ticonderoga, 28 destructores Arleigh Burke del Bloque 1 y Bloque 2. Estas pérdidas solo se compensarán parcialmente con la construcción de nuevos barcos.

En este contexto, el analista del Departamento de Defensa de EE. UU. Sobre capacidades militares y armamento, David Reimers, en su artículo para 19 cuarenta y cinco propuso reactivar el proyecto para equipar aviones civiles con misiles de crucero.

A fines de la década de 1970, cuando el presidente Carter abandonó el bombardero B-1A, Boeing propuso lanzar misiles de crucero desde aviones 747-200C convertidos en porta misiles. El proyecto 747 CMCA preveía la creación de una modificación de carga de la aeronave, equipada con nueve lanzadores de rotor interno para misiles AGM-86. Se suponía que el lanzamiento se llevaría a cabo a través de una escotilla lateral especial en la sección de cola del avión. A diferencia de un bombardero convencional, un portador de misiles de este tipo podría utilizar aerolíneas internacionales para mover misiles de forma encubierta por todo el mundo.

Hoy en día, los Boeing 747-200 se consideran obsoletos, dice David Reimers. Al mismo tiempo, los propios misiles de crucero se han vuelto mucho más compactos a lo largo de los años. En estas condiciones, los Boeing 777-300 y 747-400F de fuselaje ancho pueden considerarse como un transportista potencial. Para convertirlos en porta misiles, requieren modificaciones mínimas, ya que el diámetro del fuselaje permite colocar los lanzadores de rotor en su interior sin problemas.

Reimers llama al Boeing 777-300ER el principal candidato para el portador de misiles civil. Puede albergar hasta 19 lanzadores MPRL, cada uno armado con ocho misiles AGM-158 JASSM de alta precisión. En este caso, cada avión podrá transportar hasta 152 misiles. Al mismo tiempo, el uso de dos motores en el avión, y no cuatro, como en el 747-200, hará que su uso sea aún menos costoso.

Al mismo tiempo, los Boeing 747-8F y 747-400 más grandes también tienen sus ventajas: debido a su gran tamaño, pueden acomodar 17 y 15 lanzadores, respectivamente.

Dos escuadrones de tales aviones, según Reimers, permitirán compensar las pérdidas de la Armada y la Fuerza Aérea asociadas con el desmantelamiento de equipos antiguos.


Source: Российская Газета by rg.ru.

*The article has been translated based on the content of Российская Газета by rg.ru. If there is any problem regarding the content, copyright, please leave a report below the article. We will try to process as quickly as possible to protect the rights of the author. Thank you very much!

*We just want readers to access information more quickly and easily with other multilingual content, instead of information only available in a certain language.

*We always respect the copyright of the content of the author and always include the original link of the source article.If the author disagrees, just leave the report below the article, the article will be edited or deleted at the request of the author. Thanks very much! Best regards!