El agujero del muro del PSG ayuda al Manchester City a acercarse a la final de la CL


París. El Manchester City tiene muchas posibilidades de llegar a la final de la Liga de Campeones por primera vez en la historia del club.

El miércoles por la noche, el club inglés ganó la primera semifinal a domicilio ante el Paris Saint-Germain por 2-1, a pesar de que el equipo de casa lideraba en el descanso y había jugado claramente el mejor hasta entonces.

Un empate afortunado ayudó al City a volver al partido antes de que el PSG concediera inadvertidamente otro gol.

Los jugadores del PSG, Presnel Kimpembe y Leandro Paredes, no lograron pararse lo suficientemente cerca en la pared de tiros libres, por lo que el tiro de Riyad Mahrez pudo colarse entre ellos y entrar en la red detrás de un Keylor Navas furioso y sin posibilidades en la portería.

Fue un acontecimiento inesperado en un partido en el que el PSG se mantuvo firme durante los primeros 45 minutos.

Cuando el capitán del PSG, Marquinhos, puso a los locales por delante 1-0 después de un cuarto de partido, el equipo ya había tenido varias buenas oportunidades.

Sin embargo, fue solo cuando el brasileño se elevó por los aires tras un perfecto saque de esquina de Ángel Di María que el equipo se adelantó.

Varias otras veces, el equipo local estuvo cerca de ampliar la ventaja tras un saque de esquina en la primera parte, pero tuvo que conformarse con el 1-0 en el descanso.

La mejor oportunidad del Manchester City en la primera mitad llegó después de un rugido en la defensa del PSG, por lo que Phil Foden pudo patear repentinamente al arco en una posición libre, pero el remate del talentoso inglés fue demasiado débil.

Tras el descanso, los visitantes tomaron el control del partido, pero tuvieron dificultades para convertir la posesión del balón en grandes ocasiones en juego abierto.

Por tanto, no es de extrañar que haya sido una coincidencia para equilibrar el marcador.

Kevin De Bruyne envió un centro, pero ningún jugador golpeó la pelota, y luego navegó hacia la esquina larga, que Keylor Navas en el gol del PSG percibió demasiado tarde para evitar el empate.

El marcador era 1-1 después de 64 minutos de juego, y siete minutos más tarde el City tomó la delantera con la ayuda de la pared hueca de tiro libre.

Los dos goles del inglés aparentemente frustraron tanto al mediocampista Idrissa Gana Gueye que cuando faltaba aproximadamente un cuarto de hora para el final del partido, fue expulsado directamente después de un golpe de cerdo gigante contra Ilkay Gündogan.

El Manchester City intentó en vano aprovechar la ventaja numérica en el campo para ampliar la ventaja, pero Pep Guardiola y compañía. No está muy decepcionado de irse a casa a Inglaterra con una victoria por 2-1 en la bolsa.

Hay un partido de vuelta el martes.

/ ritzau /


Source: www.berlingske.dk by www.berlingske.dk.

*The article has been translated based on the content of www.berlingske.dk by www.berlingske.dk. If there is any problem regarding the content, copyright, please leave a report below the article. We will try to process as quickly as possible to protect the rights of the author. Thank you very much!

*We just want readers to access information more quickly and easily with other multilingual content, instead of information only available in a certain language.

*We always respect the copyright of the content of the author and always include the original link of the source article.If the author disagrees, just leave the report below the article, the article will be edited or deleted at the request of the author. Thanks very much! Best regards!