El nuevo modelo de las antiguas capas de hielo de la Antártida nos ayuda a ver el futuro del calentamiento global

La autora principal Anna Ruth Halberstadt en la Antártida. Crédito: Anna Ruth Halberstadt

Una nueva investigación de la Universidad de Massachusetts Amherst ofrece una imagen más clara de la capa de hielo de la Antártida del Mioceno medio.

El mes pasado, la concentración promedio de dióxido de carbono (CO2) atmosférico aumentó a casi 418 partes por millón, un nivel no visto en la Tierra durante millones de años. Para tener una idea de lo que nos depara el futuro, los científicos han estado mirando hacia el pasado profundo. Ahora, una nueva investigación de la Universidad de Massachusetts Amherst, que combina simulaciones de modelos de clima, capa de hielo y vegetación con un conjunto de diferentes escenarios climáticos y geológicos, abre la ventana más clara hasta ahora a la historia profunda de la capa de hielo antártica y lo que es nuestro futuro planetario. podría aguantar.

La capa de hielo de la Antártida ha atraído el interés particular de la comunidad científica porque es “un eje en el sistema climático de la tierra, que afecta todo, desde la circulación oceánica hasta el clima”, dice Anna Ruth Halberstadt, candidata a doctorado en geociencias y líder del artículo. autor, que apareció recientemente en la revista Cartas de ciencia terrestre y planetaria. Además, la capa de hielo contiene suficiente agua congelada para elevar el nivel del mar actual en 57 metros.

Sin embargo, ha sido difícil reconstruir con precisión el clima antártico del Mioceno medio. Los investigadores pueden ejecutar modelos, pero sin datos geológicos con los que compararlos, es difícil elegir qué simulación es la correcta. Por el contrario, los investigadores pueden extrapolar a partir de datos geológicos, pero dichos puntos de datos ofrecen solo instantáneas locales, no un contexto climático más amplio. “Necesitamos tanto modelos como datos geológicos para saber algo”, dice Halberstadt. Hay un último factor de complicación: la geología. La Antártida está dividida en dos por las Montañas Transantárticas, y cualquier imagen clara de la historia profunda de la Antártida debe ser capaz de explicar la lenta elevación de la cordillera del continente. “Sin conocer la elevación”, dice Halberstadt, “es difícil interpretar el registro geológico”.

Halberstadt y sus colegas, incluidos investigadores tanto de Nueva Zelanda como del Reino Unido, idearon un enfoque único en el que combinaron un modelo de capa de hielo con un modelo climático, al tiempo que simulaban los tipos de vegetación que crecerían en cada escenario de modelo climático. El equipo utilizó conjuntos de datos geológicos históricos que incluían puntos de datos paleoclimáticos conocidos como la temperatura pasada, la vegetación y la proximidad de los glaciares, para comparar sus climas modelados. A continuación, el equipo utilizó sus ejecuciones de modelos comparativos para hacer inferencias sobre qué escenarios de modelos tectónicos y de CO2 satisfacían las restricciones geológicas conocidas. Finalmente, Halberstadt y sus colegas extrapolaron las condiciones glaciales de todo el continente.

La investigación, que fue apoyada por la NSF, reconstruyó una capa de hielo gruesa pero disminuida bajo las condiciones ambientales más cálidas del Mioceno medio. En este modelo, aunque los márgenes de la capa de hielo de la Antártida se habían retirado significativamente, una mayor precipitación condujo a un engrosamiento de las regiones interiores de la capa de hielo. El modelo del equipo sugiere además que el hielo sobre la región de la cuenca Wilkes de la Antártida avanzó durante los períodos glaciales y se retiró durante los interglaciares. La cuenca de Wilkes es la región que se cree que es particularmente sensible al calentamiento futuro y puede contribuir al aumento del nivel del mar en el futuro.

“El paleoclima de la Antártida”, dice Halberstadt, “es fundamental para comprender el futuro”.

Referencia: “CO2 y controles tectónicos sobre el clima antártico y la evolución de la capa de hielo en el Mioceno medio ”por Anna Ruth W. Halberstadt, Hannah Chorley, Richard H. Levy, Timothy Naish, Robert M. De Conto, Edward Gasson y Douglas E. Kowalewski, 31 Marzo de 2021, Cartas de ciencia terrestre y planetaria.
DOI: 10.1016 / j.epsl.2021.116908


Source: SciTechDaily by scitechdaily.com.

*The article has been translated based on the content of SciTechDaily by scitechdaily.com. If there is any problem regarding the content, copyright, please leave a report below the article. We will try to process as quickly as possible to protect the rights of the author. Thank you very much!

*We just want readers to access information more quickly and easily with other multilingual content, instead of information only available in a certain language.

*We always respect the copyright of the content of the author and always include the original link of the source article.If the author disagrees, just leave the report below the article, the article will be edited or deleted at the request of the author. Thanks very much! Best regards!