El Tribunal Constitucional también violó el decreto adoptado al inicio de la epidemia

La parte de la Ley de Enfermedades Infecciosas, que fue la base del decreto que prohíbe el suministro de bienes y servicios adoptado en marzo del año pasado, es incompatible con la Constitución. La Asamblea Nacional tiene dos meses para resolver la discrepancia.

ES

La foto es simbólica.

El Tribunal Constitucional determinó que el punto 4 del primer párrafo del artículo 39 de la Ley de Enfermedades Infecciosas, que es la base del Decreto adoptado y enmendado repetidamente sobre la prohibición temporal de ofrecer y vender bienes y servicios a los consumidores en la República de Eslovenia, es incompatible con la constitución. Dado que la base jurídica del acto ejecutivo emitido es incompatible con la Constitución, el acto ejecutivo emitido también es incompatible con la Constitución sobre esta base, explicó el Tribunal Constitucional en la explicación. Esto, por supuesto, significa que se cita una ordenanza incompatible con la Constitución. A juicio del Tribunal Constitucional, esto debería anularse.

La Corte Constitucional ordenó a la Asamblea Nacional eliminar la discrepancia dentro de los dos meses siguientes a la publicación de esta decisión en el Boletín Oficial. Hasta la abolición, el punto 4 antes mencionado de la Ley de enfermedades infecciosas sigue aplicándose a los servicios. Este punto, el artículo 39 de la ley, establece que el gobierno, “cuando las medidas determinadas por esta ley no puedan evitar que determinadas enfermedades infecciosas entren en la República de Eslovenia y la propaguen,“también ordena la restricción o prohibición del comercio de ciertos tipos de bienes y productos. Los iniciadores de la revisión constitucional alegaron que el artículo 39 “fundamento únicamente para la restricción o prohibición de la oferta y venta de ciertos tipos de bienes y productos, pero no para la prohibición de la prestación de servicios”, a lo que afirmó el Tribunal Constitucional.

El decreto fue adoptado por el gobierno el 15 de marzo del año pasado y entró en vigor un día después, cuando la vida pública en Eslovenia se detuvo debido a la epidemia. PAGlos revivalistas acusaron al gobierno, entre otras cosas, de haber decidido originalmente restringir los derechos de las personas mediante un decreto a su propia discreción, sin restricciones ni criterios legales.

Requisito para determinar la base legal

Como escribieron en un comunicado de prensa de hoy, la Corte Constitucional llamó la atención sobre su evaluación actual, según la cual el poder ejecutivo puede no regular originalmente temas que caen dentro del campo de la regulación legislativa. Cuando el legislador autoriza al Poder Ejecutivo a emitir un reglamento ejecutivo, éste debe regular fundamentalmente el contenido que debe ser objeto del reglamento, y determinar el marco y lineamientos para una regulación ejecutiva más detallada.

La Corte Constitucional enfatizó que el requisito para la determinación de la base legal es particularmente estricto cuando se trata de la restricción de los derechos humanos y las libertades fundamentales. Un acto general que interfiera directamente con los derechos humanos o las libertades fundamentales de un número indefinido de personas solo puede ser una ley.

La regulación legal anterior no es suficiente

Según la Corte Constitucional, cuando se trata de regular la libertad de trabajo y la libre iniciativa económica para prevenir la propagación de enfermedades infecciosas, no es inconstitucional si el legislador deja excepcionalmente al ejecutivo para la protección efectiva de los derechos humanos y las libertades fundamentales y la implementación. de obligaciones positivas derivadas de la Constitución. autoridades para prescribir medidas que interfieran directamente con la libertad de trabajo y la libre iniciativa económica de un número indefinido de operadores económicos. Sin embargo, la ley debe proporcionar garantías adecuadas contra las restricciones arbitrarias de los derechos humanos y las libertades fundamentales.

La Corte Constitucional dictaminó que el reglamento estatutario impugnado no es suficiente para este requisito constitucional, pues deja al gobierno determinar la duración de las restricciones y prohibiciones que interfieren con la libertad de trabajo y la libre iniciativa económica de las entidades económicas. Al mismo tiempo, la ley no proporciona garantías que limitarían la libre discreción del gobierno, como el deber de consultar y cooperar con la profesión e informar al público sobre las circunstancias y posiciones profesionales que son importantes para decidir las medidas. Al mismo tiempo, el tribunal también dictaminó que la Ley de Enfermedades Infecciosas no proporciona una base para tomar medidas en el campo de la prestación de servicios, sino solo para bienes (y productos).


Source: Svet24.si by novice.svet24.si.

*The article has been translated based on the content of Svet24.si by novice.svet24.si. If there is any problem regarding the content, copyright, please leave a report below the article. We will try to process as quickly as possible to protect the rights of the author. Thank you very much!

*We just want readers to access information more quickly and easily with other multilingual content, instead of information only available in a certain language.

*We always respect the copyright of the content of the author and always include the original link of the source article.If the author disagrees, just leave the report below the article, the article will be edited or deleted at the request of the author. Thanks very much! Best regards!