“En mi profesión, si lloras te dan más premios”


BarcelonaOcho años después de interpretar a Pere Casaldàliga en la serie Descalç sobre la terra vermelha, Eduard Fernández (Barcelona, ​​1964) vuelve a ponerse en la piel de un personaje real y vivo: Òscar Camps, fundador de Open Arms. Mediterráneo, que abre este viernes, no habla de la figura pública que se enfrenta a Salvini y provoca incidentes diplomáticos sino del salvavidas anónimo que parte hacia Lesbos para hacer su trabajo. Un hombre de luces y sombras que Fernández hace tangible gracias a un magnífico ejercicio de introspección que escapa al perfil heroico.

Tráiler ‘mediterráneo’

¿Qué te interesó en jugar Oscar Camps?

– Cuando me dijeron que hiciera una película sobre Open Arms pensé: “Cuidado, no es un folleto”. Pero me gustó que el guión contara la historia desde el principio, que era la película de un socorrista de Badalona que ve cosas que pasan en Grecia y se va unos días a ver qué puede hacer. Es una buena forma de explicar lo que todos sentimos a veces: que el mundo apesta pero que, después de todo, una persona no puede hacer nada al respecto. Así que mira lo que ha hecho Oscar.

Salvar cientos de vidas no es poca cosa.

– Una vez le dije que lo que había hecho era muy bestial y me dijo algo que me dejó atónito: “Todos están en su lugar. Haces bien esta película, que es lo que sabes hacer ”. Y así es: desde el lugar que ocupamos, todos podemos hacer cosas para cambiar el mundo, o al menos hacerlo un poco mejor. Y con mi papel trato de transmitir eso, no solo la historia de Open Arms y el rescate marítimo, sino más trabajo psicológico y personal para ver de dónde puede venir esto, qué necesita el Oscar y cómo se ve cuando escudriña el mar.

¿Esta oscuridad del personaje es parte de Camps o es una contribución del actor?

– Un actor siempre trae algo, claro. Pero estaba tirando mucho hacia el Oscar. De alguna manera terminé cogiendo su saludo. Nos vimos muchas veces y charlamos mucho. Además, tenemos la misma edad, vivencias similares, gustos musicales en común y una cierta timidez que nos une. Nos parecemos bastante. Me siento mucho más cerca de él que de Millán Astray o Francisco Paesa, claro. Y eso me ayudó a hacer un retrato más interior de él.

Su interpretación escapa a presentar a Camps como un héroe.

– Como dice Oscar, todo lo que haces lo haces para sentirte bien contigo mismo. Y cuando uno se equivoca, a menudo lo que se necesita es hacer cosas por los demás. Por tanto, es algo altruista y a la vez egoísta. Lo que me resultó más difícil de entender es que es un salvavidas que va allí a ayudar pero sin otra intención. Poco a poco lo descubre y toma decisiones. El personaje más grande que he hecho y haré es Pere Casaldàliga y la última frase que me dijo fue: “¡Tienes que ser radical!”. Y Òscar Camps también es radical, a su manera. No quiere ser el protagonista, pero tiene que ser el protagonista para conseguir lo que quiere. Es un vehículo, no un fin.

El rodaje de Mediterráneo fue complicado. ¿Eso les ayudó a ponerse en la piel de los personajes, que tampoco estaban en una situación fácil?

– Sí, tal vez sí. Esto nos ha acercado un poco más. Pero sabía a qué filmación me dirigía. Rodar en el agua es complicado. Ha sido un rodaje un poco de guerrilla, pero ya tengo muchas películas y sé qué plan tengo que darle a la cámara. Es como un baile, hay que moverse con él sin que se note.

¿Es más difícil interpretar a un personaje vivo que a uno muerto o ficticio?

– Tienes menos libertad y estás más limitado. Pero siempre digo que la libertad artística, especialmente la de los actores, necesita un buen marco. Si puedo hacer lo que quiero, me iré a casa, me siento muy cómodo allí. Cuando interpretas a alguien vivo, el escenario es muy específico. Oscar solía decirme: “No tengo una oblea tan mala”, pero sus compañeros decían que sí, que lo había clavado. [riu]. Es cierto que tiene más humor del que le doy en la película, pero es que estamos contando una parte de su vida que no es para reír. Pero no tengo ninguna fórmula, solo la estoy haciendo.

El retrato del trabajo de socorristas que hace Mediterráneo tiene un punto de crudeza. No se puede permitir ningún sentimentalismo en el mar.

– Es como esto. Si se emocionan, no pueden ahorrar. Mi personaje le dice a su hija: “Lo más importante en un rescate eres tú. Si no estás bien no puedes salvar a nadie ”. Si tienes que follarte a alguien con una oblea para que te hunda, fóllalo. Con sentimentalismo no salvarían a nadie. Y esa sequedad que tiene Oscar es buena y va a favor de su trabajo. Esto también se aplica a los actores. No podemos emocionarnos si el personaje no se emociona. Los actores son muy valorados cuando nos emocionamos. “Quiero un poco más de emoción”, nos dicen los directores. No sé por qué, pero la emoción que quieren es siempre tristeza. Y la alegría también es una emoción, ¿verdad? Pero la tristeza se valora más: en mi profesión, si lloras te dan más recompensas.

Vox acusó a Oscar Camps de trata de personas. ¿Qué opinión merece la acusación?

– No es que quiera tirarle flores a Vox, pero creo que si hubiera alguien de Vox en una tabla de surf en el Mediterráneo y vieras a una chica que se está ahogando, ella también la salvaría. Las personas que critican a Oscar, si estuvieran en su situación, harían exactamente lo mismo. Porque lo único que hace Oscar es salvar vidas y una vez salvadas las deja en el suelo. Esto puede causar un problema político o social, pero no creo que nadie dude de que hay que salvar una vida. Y cuando algo bien hecho crea un problema, es que el problema viene de otra parte. Porque la solución no puede ser ni dejarlos morir ni matarlos.

Después de recibir tantos premios y reconocimientos, ¿qué te sigue estimulando de tu trabajo?

– La pura profesión de actor. Realmente me gustan todos los oficios del cine. Y ahora voy a dirigir un corto que también he escrito. Algo pequeño y un poco friki, pero quiero hacerlo. Me gusta explicar las cosas. También hice películas de esa mierda. Y ya sabía cuando las estaba haciendo y me levantaba todos los días a las seis de la mañana pensando, “¿Qué trunio nosotros estamos haciendo “. Pero ahora puedo elegir más y estoy muy contento con las cosas que hago. En enero de 2023 haré un monólogo en el teatro. Es un texto dirigido por Andrés Lima y con el que, aunque no lo escribí, hablaré de mi madre, que murió durante la pandemia.

Le iba a preguntar cómo vivió la pandemia pero ya lo entiendo no muy bien.

– Lo de la madre fue duro, sobre todo no poder venir a Barcelona cuando pasó. Soy muy susceptible, y no puedo decirle adiós ni tocarla … Por otro lado, la pandemia ha sido bastante positiva para mí. Me fui a vivir con mi novia a Madrid un mes antes del encierro y todo salió muy bien. Y si estás bien en medio de una pandemia, es porque debes ser bastante bueno, ¿verdad?

Por cierto, ¿ya habéis hecho las paces con Albert Serra? Estaba muy enojada con él con Gaudí.

– Dijo que los actores deberían ir a Guantánamo. Y esto es una pura tontería y yo la soporto relativamente. Algo así no es gracioso y lo dice como si fuera gracioso y tuviera valor. Francamente, tampoco apoyo el mundo de los actores. En general, lo encuentro insoportable. Pero una cosa es esta y otra decir que los enviarías a Guantánamo. Estaba pensando en contarle todo ese día, pero solo dije que Philip Seymour Hoffman acababa de morir y que, afortunadamente, no había muerto en Guantánamo. Pero no tengo nada en contra de Albert Serra. Debe ser un chico guapo pero dijo una bestia.


Source: Ara.cat – Portada by www.ara.cat.

*The article has been translated based on the content of Ara.cat – Portada by www.ara.cat. If there is any problem regarding the content, copyright, please leave a report below the article. We will try to process as quickly as possible to protect the rights of the author. Thank you very much!

*We just want readers to access information more quickly and easily with other multilingual content, instead of information only available in a certain language.

*We always respect the copyright of the content of the author and always include the original link of the source article.If the author disagrees, just leave the report below the article, the article will be edited or deleted at the request of the author. Thanks very much! Best regards!